RedCultura.comEl Tendedero - Leonardo Sancho
« Academia de la lengua con nueva miembro integrante¡Me CAGO en el Día de San Valentín! »

Adiós a las pruebas de 9°

Permalink 21.02.08 21:40 , Categorías: Para ventilar

Una vez más el ministro de educación nos sorprende con una decisión acertada y valiente —dentro del orden que pone en casa y las sacudidas ministeriales— pues resolvió eliminar las pruebas nacionales de noveno año.

Estoy convencido de que esos instrumentos de evaluación no servían para nada, ni para que los estudiantes aprobaran el III Ciclo y pasaran noveno. Por el contrario, eran realmente una pérdida de tiempo, un desperdicio de recursos —económicos, humanos y papel— que solamente podían atemorizar a los estudiantes. Es más —igual que las pruebas de sexto grado— una farsa, ya que lo único que hacían era adiestrar a los alumnos para resolver el examen sin mayores tropiezos: 25% de posibilidades de acertar la respuesta que se resolvía en último momento en un tin marín de do pingüé cucara mácara títere fue.

He visto docentes que lo único que hacen durante todo el año lectivo gira en función de las pruebas finales, atemorizando a la población y entrenándola en selección única y se pasan los objetivos, lecturas, métodos, destrezas y estrategias por donde menos les alumbra el sol, porque convierten las lecciones en un circo de terror en función de los exámenes. También he tenido estudiantes incapaces de redactar un texto más allá del máximo de palabras que se les exige en la prueba de redacción y tampoco pueden razonar sobre un tema que no sea el calentamiento global, los derechos humanos, los valores y otros trillados.

Así que enhorabuena, a leer y enfrentarse a nuevas y diferentes estrategias y retos en la enseñanza y el aprendizaje de la lengua y la literatura.

Y ojalá que el ministro también le meta mano a los programas, los textos de lectura obligatoria y las estrategias para trabajar y evaluar la lectura y la literatura en las aulas.

3 comentarios

Comentario De: Julia [Visitante] Email
Ay sí, qué dicha, qué jodedera con los güilas.La buena educación no depende de las notas ni de los exámenes.
Hay que concentrarse en inculcarles ganas de aprender, para que sigan estudiando toda la vida. Eso es lo que tienen que aprender maestros y maestras.
Digo yo...
23.02.08 @ 05:24
Comentario De: Susan [Visitante] Email
Concuerdo bastante con su comentario.Las pruebas de noveno año como las de sexto grado si sirven pero no para comprovar los conocimientos adquiridos sino para respaldar este método que usa el sistema educativo, el cual exige NO pensar, NO tener criterio propio; simplemente memorizar una cantidad de materia que pronto el estudiante va a olvidar. A parte de ello, mas que todo en el caso de las pruebas de noveno, estas representaban un "coladero" de estudiantes asi, imposibilitando a muchos de continuar con sus metas.Quizas esta medida pueda ser el comienzo de un cambio en nuestro sistema de educacion. Ojala!!
24.02.08 @ 00:23
Comentario De: Armando [Visitante]
Casi cuatro años después de que sucediera y se publicara en su blog esta noticia, que alegró y alegra a muchos estudiantes, concuerdo con usted en muchas cosas. Pero, el tiempo revela lo que a todos nos pareció una maravilla. La eliminación de las pruebas de noveno y de sexto grado, hizo en cierto modo que la educación se convirtiera en un pasatiempo mediocre; donde ya no hay interés en que el estudiante sepa lo que debe, sino únicamente lo que al profesor o maestro le da tiempo de explicar y no se esfuerza en lo mínimo por cumplir con su programa de estudio. Por ejemplo, en el área de matemática, ¿cuantos no fracasan en la pruebas de bachillerato o en la universidad, incluso en su paso hacia el colegio; porque sus profesores o maestros no tuvieron la preocupación de proporcionarles eficientemente todas las bases que necesitaban para su éxito? Para mi persona es estos años, lo que hace el ministerio de educación es alcahuetar a los estudiantes, pidiéndoles el mínimo esfuerzo. Todo esto sin tomar en cuenta el famosísimo sistema de "arrastre" que no hace mas que ilusionar a los estudiantes, pintándoles de lindísimos colores el mismo cuento de siempre.
04.01.12 @ 14:08
Julio 2017
Lun Mar Mié Jue Vie Sáb Dom
 << <   > >>
          1 2
3 4 5 6 7 8 9
10 11 12 13 14 15 16
17 18 19 20 21 22 23
24 25 26 27 28 29 30
31            


LEONARDO SANCHO DOBLES

En un principio, cuando cursaba la secundaria en el Conservatorio de Castella, había pensado estudiar arquitectura, pero al tener muy malas bases en matemáticas pensó que cualquier construcción se derrumbaría. Luego consideró estudiar artes gráficas y filología; estudió esta última porque no había tantos requisitos para entrar a carrera y porque la literatura —nunca pudo tener afinidad con el área de la lingüística— siempre le pareció un misterio mágico para ejercitar la imaginación, aunque el futuro laboral fuera incierto. Posteriormente se arrepintió de no haber estudiado piano cuando tuvo la oportunidad en la adolescencia, aunque sí estudió diseño gráfico, pero no ejerce.

Más que docente de literatura se considera un promotor de la lectura, particularmente de los textos clásicos —a veces vilipendiados—.

Ahora, en las cercanías de los cuarentas, se ha dado cuenta de que lo que siempre quiso ser era payaso del Cirque du Soleil, es la profesión más difícil del mundo porque a partir de casi nada, de lo mínimo y de lo más sencillo, con el único recurso del gesto y del movimiento, alcanzan llenar todo un escenario y nunca dejan de sorprender al público.

Buscar

Herramientas de usuario

powered by b2evolution free blog software

Real Caribe